Sello ganador categoria pericom.uy
Suscripción
Enviar
Recetas

¿Alcohol y diabetes? Mala combinación

.
¿Alcohol y diabetes? Mala combinación

Las bebidas alcohólicas están presentes en casi cualquier actividad: en las reuniones familiares, en los juegos de fútbol, en las fiestas y hasta en una rica cena, por lo que decir no, cuesta mucho trabajo, aunque no es imposible. En realidad, beber alcohol no es tan malo, existen bebidas que incluso se sabe, son benéficas para la salud, pero cuando se consumen con moderación.

En el caso de las personas con diabetes, la ingesta de bebidas alcohólicas puede traer ciertos problemas en la salud, pues mientras se bebe, los niveles de glucosa en sangre pueden subir debido a que el alcohol contiene algunos carbohidratos pero, generalmente, el azúcar en sangre baja, pues hay bebidas que tienen mucho alcohol y pocos carbohidratos.

¿Qué pasa en mi cuerpo si bebo?

El alcohol pasa muy rápidamente a la sangre sin ser digerido o metabolizado en el estómago. A los cinco minutos de haber ingerido una bebida alcohólica, ya es posible medir el alcohol en la sangre. Media hora o una hora después, el alcohol alcanza el nivel más alto en el torrente sanguíneo.

Para que el cuerpo procese el alcohol, es necesario que el hígado comience a realizar ciertos procesos. Desafortunadamente necesita tiempo para degradar el alcohol, por ejemplo, en una persona que pesa 70 kilos, se necesitarán alrededor de dos horas para digerir una cerveza o un coctel.

Pero si el consumo de bebidas de este tipo, supera lo que el hígado puede degradar, comienzan los problemas. El alcohol excedente se traslada del torrente sanguíneo a otras partes del cuerpo y lo invaden todo. Las neuronas resultan el blanco más fácil y es cuando se dice que “se subieron las copas”.

¿Pero que me pasa a mí que tengo diabetes?

Normalmente, cuando el nivel de glucosa en la sangre comienza a disminuir, el hígado empieza a trabajar. El hígado se encarga de transformar los carbohidratos almacenados en glucosa. Luego, envía la glucosa a la sangre, lo que ayuda a evitar una reacción como consecuencia de una baja en los niveles de glucemia.

Pero cuando bebemos alcohol, el hígado centra sus esfuerzos en eliminarlo, ya que para él es una especie de veneno, así que no produce glucosa hasta que termina de sacar del cuerpo todo el alcohol. Si la glucemia baja demasiado, el hígado no hará nada por evitar una hipoglucemia y si se ha bebido demasiado como para recordar qué hacer en caso de que ésta se presente, el desenlace es trágico.

Esta es la razón por la que beber puede poner en peligro la vida de una persona con diabetes.

Cuando se mezcla el alcohol y la actividad física, aumenta el riesgo de padecer una baja en los niveles de glucosa en sangre. Eso puede deberse a que la actividad física contribuye a reducir los niveles de glucemia. Por ejemplo, si una persona con diabetes juega un partido de fútbol muy exigente y luego de que éste termina, bebe una cerveza sus reservas energéticas caerán y se presentará una hipoglucemia.

La insulina o los antidiabéticos orales también contribuyen a disminuir la glucosa de la sangre, por lo que tomar tus medicamentos e ingerir bebidas alcohólicas ponen en riesgo tu salud.



Entonces ¿No puedo consumir alcohol?

Si tu médico lo determina, no. Aunque en muchos casos se les permite tomar en ciertas ocasiones, con moderación y después de haber ingerido alimentos. Así, el consumo de alcohol depende del tipo de tratamiento que lleves para la diabetes y de si puedes controlar la cantidad que tomes.

Eso significa que para no poner en riesgo tu salud, si eres hombre, sólo puedes tomar dos dosis al día y si eres mujer, una. La cantidad de la dosis depende de la bebida que vayas a ingerir. Por ejemplo, si es cerveza, sólo puedes tomar 330 ml, si es vino, una copa de 150 ml y si es algún licor, deberá ser menos, unos 40 ml.

Además es necesario tomar en cuenta la cantidad de alcohol y los carbohidratos que contiene cada bebida.

Si tu médico te autorizó la ingesta de bebidas alcohólicas, sigue estos consejos para que evites poner en riesgo tu salud:

  • Nunca bebas alcohol con el estómago vacío
  • Bebe dos tragos si eres hombre y uno si eres mujer
  • No bebas hasta alcoholizarte
  • Evita las bebidas dulces
  • Ten cuidado con las bebidas que se denominan bajas en alcohol, pues pueden contener grandes cantidades de azúcar.
  • Lleva siempre una identificación que especifique que padeces diabetes

Las personas con diabetes pueden beber alcohol siempre y cuando su médico lo autorice, sólo recuerda que debe ser de forma moderada y que cada trago puede contener demasiadas calorías por lo que debes ajustar tus niveles.




Referencia informativa: Cocina rica y nutritiva para diabéticos. Colección Plan alimenticio y cuidados especiales. Editorial Concepto; www.diabetes.org

Departamento de Comunicación y Contenido, TodoEnSalud.org

Comentarios

Publicado por analia, 05-10-2013 | 10:09

Hola en mi analisis de sangre me salio1.04 de glucosa eso es alto o bajo el analisi no fue realizado en ayuna

Publicado por miguel, 07-11-2011 | 07:06

NO lo se

Publicado por Niler Fernandez, 24-03-2011 | 07:45

Hola, en mi anásis de sangre tengo 1.04 gr. de glicemia cuando lo normal es 1gr. es esto garve ????

Mostrando: 3 - 3
Página 1 
Destacados
Miamamma
i2es
Alimenta.com.uy
© 2010 - todos los derechos reservados - info@alimenta.com.uy Premio Pericom al mejor sitio web uruguayo rubro: Salud (año 2008 y 2010) .